Spanish English French German Italian Portuguese Russian


kostenlose homepageuhren relojes blogs
Actualidad en Noticias
.

¿Qué es la sed?

Este síntoma tan natural para el ser humano es una señal que nos envía el cerebro para que regulemos nuestro nivel de agua, cuando ya hay un déficit. Mantenernos bien hidratados es esencial para la salud.

Cuando empezamos a deshidratarnos o concentramos sales minerales, comenzamos a sentir sed.

Esta “ansia” por beber líquidos es un mecanismo de alerta, es la forma en la que el cerebro nos avisa que debemos revisar el nivel de agua de nuestro cuerpo. 

¿Por qué se produce?

Diferentes actividades hacen que perdamos líquido y comencemos a sentir sed: consumo de alimentos o bebidas ricos en sales; transpiración; eliminación de orina o heces; la respiración; y la evaporación en la piel. 

Cadena de consecuencias

¿Qué ocurre si no hacemos caso a esa alerta del cuerpo? La deshidratación puede generar diversidad de problemas: 

  • Los más comúnmente asociados son problemas neurológicos y renales.
  • También migrañas, mareos y visión borrosa, sobre todo si estamos bajo estrés. 
  • Malestar, sequedad en la boca y bajada del rendimiento físico. También pueden aparecer calambres y bajar la capacidad de concentración y cálculo. 
  • Fallas en la termorregulación y otros problemas multiorgánicos.

Los beneficios del agua

Para eliminar la sed debemos beber agua. Este es el mejor líquido para mantener el equilibrio hídrico, mejorar el rendimiento y la piel, eliminar toxinas, facilitar el transporte de nutrientes en la sangre, humedecer los pulmones, lubricar y limpiar los ojos a través de las lágrimas, distinguir sabores a través de su presencia en la saliva y en humedad de la lengua.

Aquí van algunas recomendaciones:

  • Tener siempre con nosotros una botella o cantimplora, para recordarnos constantemente el hecho de beber y no caer en gaseosas u otras bebidas poco naturales cuando no estamos en casa. Si bien los requerimientos varían con la edad, se recomienda en general ingerir entre 2 o 3 litros de agua al día.
  • Beber agua antes de acostarnos y apenas nos levantamos. 
  • Beber antes y después de hacer deporte. 

Recordá siempre que el agua es el principal componente del organismo humano y representa, en promedio, el 60 por ciento del peso corporal de una persona. 

Fuente: lavoz.com.ar

Actualidad en noticias

No result...